Presiona ENTER para ver los resultados o ESC para cancelar.

CÓMO CONVENCER A LA FAMILIA DE CAMBIAR LA GESTIÓN DE LA EMPRESA

En general, las empresas latinoamericanas son empresas familiares. El padre crea la empresa, el hijo o la hija acaba trabajando en ella. Si este es tu caso, creo firmemente que debes estar atravesando algunas dificultades a la hora de intentar convencer a tus padres de que implementen una gestión empresarial alineada con los modelos actuales y no con los de hace 20 años. 

Debes saber que ésta es una historia muy común: padres que fundaron la empresa y empezaron sin la ayuda de nadie. Entonces llega el hijo, se da cuenta que la empresa está mal administrada y quiere demostrarles a sus padres que él puede mejorarla. Sin embargo, los constantes desacuerdos son capaces de separar a la familia, en lugar de unirla. 

¿Cuál es la diferencia entre heredero y sucesor? 

En mi opinión, el heredero es ese hijo o hija, que cree que tiene pleno derecho a la empresa, solo porque su padre es el del negocio.

El sucesor, por otro lado, es el hijo o la hija que sucede al fundador de la empresa y aspira a hacer un mejor trabajo que él, no por ego o vanidad, sino honrando el nombre del padre o la madre. De hecho, tiendo a imaginar que el sueño del padre/madre es mirar y ver a su hijo dirigiendo su negocio mejor que ellos.

Entonces ¿Tú eres heredero o sucesor?

Falta de diálogo: el principal villano en la gestión de empresas familiares 

Creo que la falta de comunicación es un gran problema en las empresas familiares. Los padres e hijos que siempre se pelean por decisiones relacionadas con la empresa, y muchas veces este conflicto termina con el hijo dando un paso al costado. 

Una vez fui mediador en un conflicto familiar por la dirección de una empresa, entre el padre, la madre y un hijo.  Fue gracias a mi mediación que lograron hablar. Me confesaron que hasta entonces, solo habían discusiones, y que las peleas era tan regulares que estuvieron a punto de quebrar. 

Por otro lado, también he visto casos con final feliz: la relación estaba agotada, no había diálogo, pero había posibilidad de conversar y las cosas mejoraron.

Por lo tanto, la mejor manera de convencer a la familia de cambiar la gestión empresarial es hablando. Y te mostraré cómo esto es posible a continuación. 

¿Cómo convencer a la familia de cambiar la gestión de la empresa?

Por lo general, a los sucesores que acuden a mí con este problema les recomiendo los siguientes 4 pasos:

1) Reconoce tus errores

Sé que es difícil reconocer los errores, pero para que puedas entablar un diálogo honesto con tus padres, es necesario hacer este mea culpa para no enojarlos o hacerlos inseguros y no perder tu credibilidad con ellos. 

2) Honra la historia de tus padres 

Debes conocer la historia de sus padres y todo lo que hicieron para construir la empresa. Pregúntate y descubre: 

  • ¿Cómo llegaron a donde están?
  • ¿Cuáles son sus sueños? 
  • ¿Cuáles son sus valores? 
  • ¿A dónde quieren que vaya la empresa? 

3) Mostrar resultado

Antes de intentar demostrar que tienes razón, intenta mostrar resultados. Entonces, en lugar de discutir, haz un trabajo que dé resultados, porque poco a poco vas ganando espacio y ganándote a tus padres por tu trabajo y esfuerzo.

4) Evita las luchas generacionales

Más que estipular que las cosas se van a hacer de una determinada manera, es necesario alinear intereses. Es decir, trata de entender cuáles son los intereses de tu padre y encuentrar la manera de reconciliarlos. Recomiendo abrir un diálogo y sensibilizar a tu padre sobre cómo son las empresas hoy en día. 

Por ejemplo: si tu padre piensa que “no se puede confiar en el empleado”, enséñale ciertos contenidos que hablen de la importancia de desarrollar y formar a los empleados para que la empresa avance hacia el éxito. Si tu padre no comprende la importancia de la cultura organizacional, muestra ejemplos de empresas que tengan una cultura basada en el compromiso y la responsabilidad y los resultados que han logrado.

De esta forma, introduces este “nuevo mundo” de forma didáctica y empática, en lugar de obligarle a aceptar a toda costa algo en lo que él no cree y que puede desencadenar conflictos entre ustedes. 

Consideraciones finales

Por lo general, cuando intentamos convencer a los mayores de cualquier cosa, incluido el cambio de gestión de la empresa, el lado racional es muy importante, pero la decisión es completamente emocional. Por tanto, es fundamental convencer a tu padre de que adopte este cambio tanto de forma racional como emocional. 

Aunque no siempre es una conversación fácil, debes enfocarte, tanto en tener una buena relación como en el crecimiento de la empresa en su conjunto. 

Abrir chat
¿Necesita más información?